La Dirección de Limpia Pública, a cargo de Gilberto León Báez, exhortó a la población a marcar las bolsas con desechos peligrosos para evitar poner en riesgo la salud de los trabajadores de esta área, más aún durante esta contingencia.

El funcionario dijo que, lamentablemente, los trabajadores de Limpia Pública continúan encontrando cubrebocas, jeringas y otros materiales de curación que podrían pertenecer a pacientes COVID a los que no se les da el manejo adecuado, “A pesar de que la administración presidida por el Alcalde Pepe De la Torre ha tomado medidas preventivas como la colocación de un arco sanitizante en el área de trabajo, la entrega de gel, cubrebocas, goggles, guantes y se realiza la desinfección de los carros, los trabajadores están expuestos porque la población no nos marca este tipo de desechos, por lo que solicitamos su apoyo y comprensión, ellos también tienen una familia”.

León Báez comentó que esta administración municipal ha buscado mejorar el servicio a la comunidad, por lo que adquirió ocho carros compactadores, incrementando de esta manera la flotilla de camiones recolectores. Asimismo, se adquirió una unidad para trasladar al personal de confianza y sindicalizado del centro de la ciudad hacia su área de trabajo y viceversa.